Cremoso helado de mango

Ingredientes

Para 2 porciones:

  • 1 mango maduro
  • 1 chorrito de leche de almendras o la que uses

Manos a la obra

  1. Pela, corta el mango en trozos y ponlo a congelar dentro de una bolsita con cierre hermético.
  2. Una vez congelado el mango déjalo afuera por unos 5 minutos e inmediatamente colócalo en un procesador de alimentos potente. (También puede servir tu licuadora/batidora. Lo importante es que sea potente). Añade poco a poco la leche de almendras y ayúdate con una espátula para ir removiendo hasta que obtengas una consistencia bien cremosa.
  3. Sirve de inmediato y disfruta de esta ricura saludable completamente natural que no tiene nada que envidiarle a un helado procesado.

 

Si tienes alguna duda, si quieres sugerir o pedirme una receta, o simplemente te gustó esta idea, no dejes de escribirlo en los comentarios. ¡Estaré encantada de leerte!

También amaría ver la foto de tu creación, así que si haces este helado de mango por favor etiquétame en Instagram -> @verdequilibrio y usa el hashtag -> #verdequilibrio. 🙂